Receta para compota de manzanas

Si la vida te da manzanas viejas, haz compota: es súper sabrosa, puedes comerla con panqueques, con granola o simplemente con una cuchara del frasco. Como niña que crecía en Alemania, para mí, „Apfelmus“ es simplemente la infancia en un frasco.

Así que cuando encontré esas manzanas ya no tan frescas en la casa, decidí que era hora de un poco de nostalgia. No he encontrado „Apfelmus“ fuera de Alemania, sin embargo, a decir verdad, ni siquiera lo compraría más en el supermercado y probablemente solo le preguntaría a mi abuela si podría hacerme compota de manzana casera. Ya que no puedo hacer eso aquí, descubrí una receta súper simple – y evité que esas manzanas se echaran a perder.

Necesitas:

  • Manzanas (Utilicé solo 3 y llenaron un frasco de unos 200 g.)
  • Canela
  • Agua (utilicé unas 2 tazas por 3 manzanas)

Como lo haces:

  • Quita la cáscara de la manzana: no la necesitarás para la compota, así que puedes comerla, ponerla en el desecho biológico o compostarla.
  • Corta las manzanas en trozos pequeños y ponlas en una olla con agua: el agua debe hacer que las manzanas estén a punto de nadar
  • Agrega un poco de canela según tus preferencias
  • Si eres „un diente super dulce“: agrega un poco de miel. Las manzanas que tenía en casa ya eran dulces, así que no utilicé miel, pero si tienes algunas manzanas bastante agrias, ¡la miel podría ser el camino a seguir!
  • Hierve la mezcla de manzanas, canela y agua aprox. 30 min a fuego lento: si observas que toda el agua se evaporó, agrega un poco más
  • Pon todo a través de un colador y deja que las manzanas se enfríen un poco, antes de ponerlas en el procesador de alimentos / la licuadora.
  • Mézclalos unos segundos en el procesador de alimentos / la licuadora hasta que tenga la consistencia de mermelada o, si prefieres, deja algunos trozos de manzana en la mezcla.

¡Listo!

Asegúrate de guardar tu compota de manzana casera – Apfelmus – en la nevera para que dure un poco más.

Me encanta comerla con panqueques, pero también puedes agregarla a tu tazón del desayuno, comerla con papilla de avena … o simplemente servirla como bocadillo.    disfrutar!

 

Foto: Unsplash, Fisher Twins

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.